¿Por qué tiene que reinar el extremo..? Sí-no, hoy-nunca, sol-luna.... muerte-vida... si todo se renueva y es periódico como la flor. Nosotros mismos nacemos y morimos todos los días. Somos estraldinos.

martes, 12 de abril de 2011

Ser desnudo que vienes



Magritte



                     Otoño,

                     es mi casa un laberinto de barro
                     hay dos horneros tibios en mis ojos dormidos.

                     Desnudo por el viento, sus mil manos te quiebran
                     hacen que tu belleza silbe en mis vacíos.

                     Por favor…
                        hablemos de alas en mi nido.









*.*.*.*

4 comentarios:

Cristina dijo...

Qué belleza!

El Santi dijo...

Un despelote.
No da para comentar.
Solamente disfrutarlo.

Tanito dijo...

Alas me das
y no me quedo dormido,
pues no las sé manejar
y no me llevan contigo,
tendré que entrenarlas más
para que encuentren tu nido.

Que para estar a tu lado
sabes que me tiro al barro.




Y vuelta a mi adicción. Es leer unos pocos de tus siempre inspirados y bellos versos, y tengo que agarrar el boli, Señorita Motivadora.


¿Leiste mi último comentario de "rengos"?. Me interesa. Quisiera conocer más sobre esos temas (si puedes).

Tu Tano te manda una "jartá de chumendos", Princesa.

Carol Love dijo...

Gracias Cristina!

Santi nunca me habían dicho como algo bonito: "un despelote" ahh..! ahora lo voy a tomar como un piropo de los que entran en mi casa... gracias, un beso.

Tanito besos que me das en versos!
Ahora voy para allá -voy caminando hacia atrás como el cangrejo-. Más besos.